JACAT Rosario

Catequesis especial

"A partir de la lectura y reflexión de los ecos priorizados, reconocemos TESOROS encontrados en la vida compartida, vivida, celebrada, en la catequesis especial:

1) Tenemos la certeza de que nuestra participación en la Catequesis es fruto del llamado de Dios que nos permite vivir fuertemente nuestra filiación y pertenencia a la Iglesia.
2) Valoramos que la catequesis especial en sí misma se hace CATEQUESIS DE INICIACIÓN, permitiendo ser lugar de encuentro y camino de fe de la persona discapacitada y su familia como así también lugar de profundización y encuentro de los catequistas con Jesucristo.
3) Reconocemos que el ICP no es fruto de una estrategia. Lo que garantiza su existencia es el primer encuentro con Jesucristo, alimentado permanentemente. Se sostiene y surge en la constante conversión.
4) La Catequesis especial anuncia la Pascua, celebra la Pascua y vive la Pascua. Anuncia lo que celebra y celebra lo que anuncia.
5) Jesús, su Palabra, sus gestos y su muerte y resurrección, es el centro, el corazón, la vida del encuentro, del camino de fe, de las propuestas, de la comunidad.

A partir de estas certezas, y de la continuidad de la reflexión, los catequistas nos proponemos seguir en la búsqueda y la escucha de lo que Dios va mostrando y proponiendo, dóciles al Espíritu y fieles a sus modos y las necesidades de los hermanos".
(Catequistas de las Diócesis argentinas reunidos en el ENADIR 2014, en San Antonio de Arredondo, Córdoba)

Responsable:
Cat. Virginia Cerro – vircerro@yahoo.com.ar